Jul 03

El estado del agua en colombia

 
El consumo de agua en el país es de 5.6 Millones de metros cúbicos diarios, de los cuales 4.4 Millones de metros cúbicos (79%), corresponde al consumo de la población urbana nacional. Las cuatro grandes ciudades - Bogotá, Medellín, Cali y Barranquilla - consumen 34% del total nacional, del cual Bogotá participa con un 20%. Adicionalmente 36 ciudades intermedias tienen el mismo consumo que los 890 municipios de Colombia de menos de 30.000 habitantes, es decir 1.43 millones de metros cúbicos por día.
La escasa información no permite visibilizar la oferta y pérdida de agua, la mayoría de ciudades supera la demanda de la oferta, situación evidenciada con racionamientos continuos o periódicos que afectan a la población urbana. La cultura del desperdicio y mala utilización del agua disponible agudiza el problema de la oferta del agua en las ciudades.
El 12.5% de las ciudades en Colombia son abastecidas con más 500 litros/habitante/día, promedio muy superior al estipulado por el Reglamento técnico de agua y saneamiento básico – R. A. S.-, situación que permite afirmar la existencia actual de una cultura del desperdicio y no ahorro de agua.

Privatización del Agua

Las políticas de privatización del agua impulsadas por el banco mundial están quitando el control al gobierno para dárselo a las corporaciones, a las transnacionales del agua, realmente es una red que se teje entre las grandes transnacionales, el fmi, el banco mundial, los tlc y los gobiernos para que unos pocos se queden con el control del agua y de esta forma controlar nuestras vidas.

El Agua en Suramérica

 -En América del Sur, la riqueza natural es alucinante. Es la primera reserva biótica terrestre del planeta y la segunda marina; almacena cerca del 28% del agua fresca mundial; además de contar con cuantiosos depósitos de petróleo en Venezuela (cerca del 70% de las reservas hemisféricas (9) ); de gas en Perú y Bolivia; o de distintos minerales en toda la región; entre otros ejemplos.
Las Guerras del Agua
Bolivia: cuando el Banco Mundial exigió, para la renovación de un préstamo de 25 millones de dólares, la condición de que se privatizasen los servicios de agua del país más pobre de Latinoamérica, el precio se disparó. Decenas de miles de habitantes tomaron las calles de Cochabamba para expresar su descontento por el aumento de los precios y los consecuentes cortes de suministro.

Al final, la escalada de las protestas derivó en una huelga general que paralizó la economía de la ciudad, medida que obligó a Bechtel a hacer las maletas y huir del país. Pero no por mucho tiempo. La gran corporación regresó de nuevo con un pleito de 25 millones de dólares contra el gobierno boliviano, al que exigía el pago de indemnizaciones por pérdida de beneficios.

Argentina: las asociaciones de consumidores y otros grupos han luchado durante una década contra la privatización de la red de agua corriente pública por parte del gigante empresarial francés Suez, que ha generado un proceso de corrupción generalizada, además de la contaminación del Río de La Plata y beneficios sin precedentes.

El Agua en lo nacional

El panorama ambiental de Colombia para dentro de 20 años es apocalíptico. El tercer país con mayor diversidad del mundo y con el cuarto índice más alto de oferta hídrica del planeta tendrá el 70 por ciento de su población (casi 31 millones de personas) amenazada por desabastecimiento severo de agua. Si la tendencia de daño ambiental continúa y siguen los cambios climáticos, para el 2050 la temperatura del país subirá entre uno y dos grados. Esto quiere decir que el 78 por ciento de los nevados desaparecerá, así como el 56 por ciento de los páramos.